ABRAZOTERAPIA


En estos últimos tiempos se está difundiendo ampliamente la “abrazoterapia”. Parece increíble todo lo que puede curar, compensar, mejorar y prevenir un simple y amoroso abrazo.

En algunas culturas está mal visto. No es muy cómodo para algunos demostrar sensibilidad. Pero está comprobado que el contacto físico, mucho más allá del contenido sexual, tiene poderes curativos y amplía nuestro bienestar emocional.

Cuando nos tocamos y nos abrazamos con espíritu solidario y alegre, llevamos vida a nuestros sentidos y reafirmamos la confianza en nuestros propios sentimientos.

También es una forma de expresar lo que sentimos más allá de las palabras. Es el idioma universal de los abrazos. No solo debemos utilizar el lenguaje también debemos utilizar la sabiduría intuitiva, sin palabras y escuchar con el corazón. Así percibiremos el significado más profundo del misterio al que llamamos amor.

Los abrazos, además de hacernos sentir bien, se emplean para aliviar el dolor, la depresión y la ansiedad. Provocan alteraciones fisiológicas positivas en quien toca y en quien es tocado. Acrecienta la voluntad de vivir a los enfermos. Es de todos bien sabido que cuatro abrazos al día son necesarios para sobrevivir, ocho para mantenerse y doce para crecer como personas.

BASE TEÓRICA

Con diversos experimentos se ha demostrado que el contacto físico:

–      Nos hace ver con mejores ojos nuestra propia persona y nuestro ambiente;

–      Tiene un efecto positivo en el desarrollo idiomático y en el coeficiente intelectual de los niños;

–      Provoca alteraciones fisiológicas mensurables en quien toca y en el tocado.

Apenas comenzamos a comprender el poder que tiene el contacto físico.

Si bien hay muchas formas de tocar, sugerimos que el abrazo es una muy especial, y que contribuye de un modo muy importante a la curación y la salud.

BASE LÓGICA

El abrazo…

Es agradable. Ahuyenta la soledad. Aquieta los miedos. Abre la puerta de los sentimientos.

Fortalece la autoestima. (“¡Caray! ¡Quiere abrazarme… a mí!”).

Fomenta el altruismo. (“Me cuesta creerlo, pero tengo ganas de abrazar a este grandísimo bandido.”)

Demora el envejecimiento; los abrazantes se mantienen jóvenes por más tiempo.

Ayuda a dominar el apetito; comemos menos cuando nos alimentamos con abrazos… y cuando tenemos los brazos ocupados en estrechar a los demás.

Además, el abrazo…

Alivia las tensiones. Combate el insomnio.

Mantiene en buen estado los músculos de brazos y hombros. Es un ejercicio de estiramiento para los de poca estatura. Es un ejercicio de flexión para los altos.

Ofrece una saludable alternativa ante la promiscuidad. Representa una alternativa saludable y sin riesgo ante el alcohol y otras adicciones. (¡Más valen abrazos que vino y pinchazos!)

Afirma el ser físico.

Es democrático; cualquiera es candidato a un abrazo.

… Y también

Es ecológicamente aceptable, pues no altera el ambiente. Ahorra energía al economizar calor. Es portátil.

No requiere equipos especiales.

No necesita de un sitio especial; cualquiera, desde un umbral hasta una sala de conferencias para ejecutivos, desde el atrio de una iglesia hasta un estadio de fútbol, es buen lugar para un abrazo.

Hace más felices los días felices.

Hace soportables los días insoportables. Imparte sentimientos de arraigo. Llena los vacíos de la vida.

Continúa ejerciendo efectos benéficos aun después de la separación.

La verdad

Los abrazos son especialmente aconsejables para días fríos y lluviosos

Los abrazos son especialmente efectivos en tratamientos de problemas como: pesadillas, soledad, enfermedad, pérdidas de un ser querido, depresión del día lunes…

Nunca dejes para mañana si puedes abrazar a alguien hoy, porque cuando das un abrazo a alguien, en el mismo instante estás recibiendo uno de vuelta….!!!!!!!

Qué estás esperando para hacer y hacerte el regalo de un abrazo…?????

REGLAS PARA ABRAZAR:

–      Asegúrate de contar con permiso antes de dar el abrazo.

–      Asegúrate de pedir permiso cuando seas tú el que necesita el abrazo.

–      No olvides el agradecimiento post-abrazo por el apoyo recibido.

–      Asume la responsabilidad de expresar lo que necesitas y el modo en que deseas recibirlo.

–      Puede ir acompañado de efectos sonoros (suspiros, expresiones de placer) o disfrutarlo en silencio.

REQUISITOS

Los requisitos para ser abrazoterapeuta y para ser paciente son los mismos: simplemente, existir. El abrazo terapéutico es un proceso de curación mutua.

En realidad, abrazante y abrazado desempeñan papeles intercambiables. Como abrazoterapeuta, uno está abierto al niño que lleva adentro, necesitado de amor, seguridad, apoyo, cariño y juegos, en tanto se ofrece a las mismas necesidades por parte del otro.

El abrazoterapeuta no juzga ni culpa. Pero sabe reconocer que muchos de nosotros, en nuestra poco amable sociedad, no hemos aprendido a pedir el apoyo emocional que necesitamos. Si desde la infancia han escaseado el amor o el apoyo (o los juegos) tal vez nos sintamos heridos.

Si los vericuetos del crecimiento nos han dejado una autoestima deficiente, podemos sentirnos indignos de amor, indignos de un abrazo.

Los abrazoterapeutas no pueden resolver todos estos problemas, pero sí respetar los conflictos y ofrecer comprensión, risas, palabras suaves y abundantes abrazos.

La abrazoterapia no es sólo para los solitarios y los doloridos.

También da mayor salud al saludable, más felicidad al feliz, y el más seguro entre nosotros se sentirá aun más seguro. El abrazo es para todos.

Cualquier puede ser abrazoterapeuta. Pero si usted domina los Tipos de Abrazos y las Técnicas Avanzadas, desarrollará mayor habilidad y confianza en su capacidad natural de compartir abrazos estupendos.

TIPO DE ABRAZOS

–      Abrazo de oso: Es el típico de padres e hijos, donde el más grande envuelve con su cuerpo al más pequeño.

–      Abrazo y contacto de mejillas: Uno coloca los brazos sobre los hombros del otro, a la vez que le da un beso en cada mejilla. Implica consuelo, bondad, consideración.

–      Abrazo oriental: Ambos entrelazan los brazos con el cuerpo del otro. Se busca el contacto espiritual con todo el cuerpo del otro. Se acompaña con una inspiración y es el más largo. Se ponen en contacto los espíritus de las personas a través del cuerpo.

–      Abrazo de a tres: Para padres con hijos o varios amigos. Implica consuelo, felicidad. La persona abrazada se siente totalmente a salvo.

–      Abrazo de costado: El brazo de uno se pasa por el hombro o la cintura del otro. Ideal para pasear acompañados, disfrutando del paisaje.

–      Abrazo de corazón: Largo, intenso, cálido, brota directamente del corazón. Surge en cualquier momento para saludar, recordar fechas especiales, expresar alegría. Ofrece ternura y amor incondicional.

CONTRAINDICACIONES

Aunque los abrazoterapeutas estamos convencidos de que el abrazo es para todos, existen algunos escépticos a los que les cuesta aceptar la abrazoterapia. Creen, erróneamente, que el único propósito del abrazo es cimentar una relación de intimidad física.

El abrazo físicamente íntimo también puede ser bello, pero corresponde a otro nivel de necesidades. Ese tipo de abrazo jamás podrá reemplazar a un buen abrazo terapéutico. Hasta las parejas necesitan montones de abrazos comunes, por añadidura. Para evitar que los pequeños adopten ese punto de vista estrecho, abrácelos con frecuencia: de un modo afectuoso, tierno, juguetón o como apoyo. Que vean a los padres ya otros adultos abrazarse de ese modo. De lo contrario, al crecer acabarán convencidos de que los abrazos sólo son para los amantes y que, para ser abrazado (y abrazable) uno debe sentirse físicamente atraído por el otro. Un abrazoterapeuta ha de esforzarse en lo posible por divulgar ese concepto más amplio del contacto físico y del abrazo, predicando la fe en que un día lleno de abrazos puede otorgar una satisfacción y una serenidad indecibles.

ARANCELES

La abrazoterapia no es gratuita. Su costo es la fortaleza que se requiere para ser vulnerable. El precio de abrazar es el riesgo de que nuestro abrazo sea rechazado o mal interpretado.
A muy corta edad, somos abiertos por naturaleza. Queremos dar amor y contacto físico, tanto como ser amados y tocados. Si nos vemos privados de amor y contacto, nos tornamos mal dispuestos a pagar los aranceles de vulnerabilidad. El amor retenido puede convertirse en dolor.

Los abrazoterapeutas ayudan a aliviar ese dolor. Cuando nos arriesgamos a un abrazo afirmamos nuestra maravillosa capacidad de compartir. Cuando nos volcamos hacia afuera y tocamos a otros, estamos en libertad de descubrir la compasión, junto con la capacidad de alegría, que existe en todos nosotros. Según vamos transformándonos en abrazantes más espontáneos y descubrimos tales riquezas interiores, el precio comienza a parecernos relativamente bajo.

¿QUÉ NOS BRINDA UN ABRAZO?

PROTECCIÓN

El sentirnos protegidos es importante para todos, pero lo es más para los niños y los ancianos, quienes dependen del amor de quien lo rodean.

CONFIANZA

La confianza la obtenemos de la sensación de seguridad y protección que recibimos. La confianza nos puede hacer avanzar, cuando el miedo se impone a nuestro deseo de participar, con entusiasmo en desafío de la vida.

FORTALEZA

Quizás pensemos que la fortaleza es una energía desarrollada, gracias a la decisión de un individuo, pero siempre podemos transmitir nuestra fuerza interior, convirtiéndola en un don para el prójimo, para confirmar y alimentar la energía ajena. Cuando deseamos transferir nuestra energía con un abrazo, aumentamos nuestras propias fuerzas.

CURACIÓN

Nuestra fortaleza se convierte en una poderosa fuerza curativa, cuando la transmitimos, por medio del contacto físico. El contacto y el abrazo, imparten una energía vital, capaz de curar o aliviar enfermedades y dolencias.

AUTOVALORACION

El reconocimiento de que valemos, es la base de toda satisfacción y todo éxito en nuestra vida. Mediante el abrazo, podemos transmitir el mensaje de que reconocemos el valor y la excelencia de cada individuo.

PERTENENCIA

Nuestra autovaloración aumenta, cuando tenemos la sensación de pertenecer a un grupo, primero a la familia, luego a un grupo de amistades.

APRECIO

Con un abrazo comunicamos aprecio y agradecimiento, por la variedad de abundancia de la vida.

FELICIDAD

Cuando vivimos bajo un arco iris de buenos sentimientos (asombro, humor, entusiasmo, satisfacción, etc.) el corazón se nos desborda de regocijo, tanto, que se nos hace difícil no compartirlo

CELEBRACIÓN

Una celebración, requiere reunirse con otros, para compartir un acontecimiento inolvidable.

En estos momentos, un abrazo significa “estoy alegre de que estés compartiendo conmigo”.

“El Abrazo”

Hay algo en un simple abrazo

que siempre conforta a el corazón

nos da la bienvenida de regreso al hogar

y hace mas fácil el partir

Un abrazo es una manera para compartir la alegría

y los malos momentos por los que pasamos

o solo una manera para los amigos de decir

que te quieren porque eres tu

Los abrazos son para todos

para los que de verdad nos importan

desde tu abuela hasta tu vecino

o para tu pequeño oso de peluche

un abrazo es una cosa maravillosa

es solamente la manera perfecta

para dar el amor que sentimos

pero que no hayas la forma de decirlo

Es gracioso como un pequeño abrazo

hace a todos sentir bien

el cada lugar y lenguaje

siempre se entiende

Y los abrazos no necesitan equipo especial

Baterías especiales o partes

solo abre tus brazos

y abre tu corazón
recopilación del libro “Abrázame”. Kathleen Keating. Javier Vergara Editor S.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: